26 dic. 2010

Ay, pero ¿por qué me pellizca?

ETIQUETAS:   /  4 Comentarios    
Para estas navidades, las fiestas familiares son una delicia, en toda familia siempre hay una oveja negra, un fiestero, un "tortero"... Un de todo...

Constantemente bromeo que yo estoy "fea para la foto" porque de parte de mi mamá, son locos, y de parte de mi papá son unos putos... Entonces, no hay mucho que hacer, doña Carmen es la bombeta que baila sola, que habla más de la cuenta y hasta con el gato...  Uno infla el pecho, extiende las plumas y con voz de garañona suelta un: ¡Esa es mi mamá!

Obviamente todas las personas que no nos conocen, siempre pelan los ojos, nos vuelven a ver, hacen cara de: "Uy que vergüenza!, pero basta dar 20 minutos para ver a todos bailando la macarena en media pista.

Pero mejor contemosconversaciones, para que uds gozen un poco, con nuestras "fiestas navideñas" y nos inviten como "Maestras de Ceremonias" por la pimienta que le ponemos a cualquier evento...

CONVERSACIÓN No. 1

Carmen hablando con el suegro de mi primo:
- ¿Dónde es que vive ud?
-En (inserte acá Barrio no muy "querido")
Carmen arrugando la cara, peor que chupalimones:
-Uy yo fui allí con papá, y las casas eran bien feas, y ese barrio... Ayyy Karla, ¿porqué me pellizca?

CONVERSACIÓN No. 2

-Dí Carmen, y ud cuándo tiene nietos...

Carmen me vuelve a ver a la cara, y hace cara de: "Ey, esto es con ud"... Karla suelta su mega-carcajada y dice:
- Ella sabe que yo con gusto se los hago, que pida los que quiera, pero que los cuide y los mantenga ella...

Y Carmen sacando sus plumas, inflando el pecho, viendo la cara de (O_o) suelta una cara de malicia:
-Ella es así al chile, nada de rodeos. Sólo con mantenerla a ella ya tengo suficiente, ella es mi bebé...
Bebe-guaro.


CONVERSACIÓN No. 3

Sí hay algo peor que doña Carmen, es doña Carmen tirando veneno con mis dos tías a las 5 de la mañana.

Vieras Carmen se murió José.
¿Cuál José?
José, el primo segundo de Juan, el sobrino de Fulvio, el hijo de Petra.
¿Cuál hijo?
El tercero. El que vivía allá por la cuesta.
¿Cuál cuesta?
La que queda por el cementerio, la casa anaranjada que ahora es amarilla, donde vivía antes Pancracia.


(Inserté acá media hora de contextualización, explicando con señas quién es José).

Ahhhh sí, ¿Qué pasó con él?
¡Qué se murió!
A no, entonces no es el José que creía, ese lo ví ahora en la pulpería...




CONVERSACIÓN No.4

-Ay Carmen, no ve que Adrianita se puso a tener otro bebé. Dele gracias a Dios que su chiquilla no ha tenido ninguno.

-Ay Maruja, ni que Dios anduviera cogiendose a las chiquillas para que yo le de gracias por no haberme embarazado a la mía.

¡PLOP, PLOP y más PLOP!

4 comentarios:

  1. Jaaaaajajajajajajajajajaajaja La última conversación es... es... ¡¡¡SUBLIME!!! xDDD ¡¡Qué grande doña Carmen!! Feliz navidad para las dos =D

    ResponderEliminar
  2. doña carmen es tema aparte, un nivel superior, mis respetos

    p.d. aprende algo de ella ;)

    ResponderEliminar
  3. ...Que forma de empezar a leer un blog jajaja. Doña carmen ha de ser una persona digna de la creatividad de Carmen Lira. Y los que se pongan a pelar los ojos jugando de refinados, que vuelvan la vista y se larguen por donde llegaron, que la última conversación pfff (con decir que me alegró el día).
    Saludos,
    Alejo

    ResponderEliminar
  4. Ta sola su madre! Que finura, que cache para decir las varas como son! uffff! Punto y aparte por hoy! Gracias Doña Carmen! (y ud. comprele guarito o algo para que nos siga iluminando así de esa manera).

    ResponderEliminar

Comenten cabrones