17 may. 2020

Con tuco, ¡Por favor!

ETIQUETAS:   /  1 Comentario    
** Doble sentido para los ticos... Pero no... En Argentina, se le dice tuco, a la salsa roja...


Tenía 17 años, mi primer trabajo, el mensajero, un señor en sus 50s conversaba y le escuché.

-¡Qué rico la morcilla! Quedar con toda la cara de payaso. 
-Mi mujer se baña y le digo no, amor... Vaya, salga, brinque, corra, sude y luego vuelva. Fresquitas no me gusta...

Mis oídos sangraban, nunca me ha gustado saber como los demás tienen sexo, a pesar de que escribo de ello jajajajajjajajajaa (contradicción graciosa, por cierto... Un tema de intimidad, quizá).
 
Sí, sigo riéndome por la contradicción, aunque confieso que escribo para romper con eso de que el sexo es perfecto, de larga duración, sincronizado, huele a flores, sabe todo delicioso y la primera vez con alguien, va de maravillas... (Otro post: La primera no cuenta).

Nunca había tenido sexo con menstruacción, me besaba, me tiró a la cama... Tuve que decirle, no le importó... Si a él no le importaba... A mi menos... Además, era su cama. Trajo un paño, lo puso cubriendo la cama... Me trató de maravillas, le perdí miedo. 

Yo iba contenta con dicha experiencia, iba a celebrar con mis amigas que ya iba en serio, que me estaba enamorando... Y así, sin más ebria, lo conocí a él... (Mi amiga aún recuerda ese día, las tres ligamos... Nunca más ha vuelto a pasar, creo que fue para Mayo/Junio, 2012)

(Claro, mi primer beso, ese si recuerdo el día 09 de julio ajjajjajajajaj, mi virginidad no, esa fecha fue sin pena ni gloria).

Unos años después, una situación similar... Mucho deseo, menstruacción... Él dijo... Ok.

Pero había una diferencia, era mi cama.

-No, en mi cama no.

Lo tiré al piso.
-El piso está frío.
-Es lo que hay.

Me subí encima de él, gemidos, quejidos... Yo sentía la vejiga llena, que explotaba... Deje de apretar...

Nos venimos.

Mientras nos separábamos... Eso fue escena CSI, él veía con cara de miedo su pene sangrado... No sabía ni como limpiarse... Tenía arcadas... Parecía que iba a descomponerse.

Yo me reía y me reía... Él ni podía moverse. Tuve que limpiarlo... como un bebé.

28 días después

-Estoy con mi periodo
-No, está bien, mejor esperamos. 

28 días después

-Estoy con mi periodo.
-Lo hacemos en la ducha
-Ok

1 comentario:

Comenten cabrones